El alcalde de Ensenada justifica las ordenanzas que cambian el uso del suelo

Nov 13, 2013

Ensenada (Baja California - México - Fuente Animal Político) El alcalde de Ensenada, miembro del partido en el poder en México, el PRI, Enrique Pelayo Torres, aclaró que los cambios en el Valle de Guadalupe —hogar de la Ruta del Vino— no modifican la vocación agrícola de la región sino que la “complementa con actividades turísticas y comerciales”.

 

En un comunicado de prensa en el que niega tener interés personal en que se modifique el uso de suelo de la zona, el político del Partido Revolucionario Institucional (PRI) acusó a los vitivinicultores de “elitistas” y de obstaculizar el crecimiento del Valle de Guadalupe para su propio beneficio.

El jueves pasado, en sesión extraordinaria del Cabildo, se votó la creación del Reglamento de Zonificación y Usos de Suelo para el Programa Sectorial de Desarrollo Urbano-Turístico de los Valles Vitivinícolas de la Zona Norte del Municipio de Ensenada, en el que se agregan tres nuevos conceptos para construcciones: conjuntos unifamiliares, plurifamiliares y proyectos de hotelería; con los que se permitirá tener hasta cinco viviendas por hectárea.

 

Según Pelayo Torres, el rechazo de los vitivinicultores a esa iniciativa y su propuesta para que la parcela mínima para uso habitacional sea de cuatro hectáreas y sólo haya una vivienda unifamiliar por parcela es “elitista y discriminatoria”.

 

“El proyecto de reglamento con una superficie de 4 hectáreas como mínimo para la construcción de una vivienda, resultaba elitista, privativo, discriminatorio y ofensivo para la población ensenadense”.

 

El alcalde —quien dejará el cargo el próximo 30 de noviembre— insistió en que no participó en ninguna etapa para la creación del nuevo reglamento que regula el uso de suelo en la región, pero aclaró que la Comisión de Gobernación y Legislación que propuso el documento aprobado escuchó “las voces de los residentes” antes de presentar una iniciativa.

 

“En la sesión pública celebrada por los integrantes del XX Ayuntamiento, el día jueves 07 de noviembre de este año, lo que se aprobó fue una modificación al Reglamento propuesto, disminuyendo la densidad y estableciendo una más justa, equitativa y que brinda oportunidad a más personas para integrarse a las actividades productivas complementarias, como son las turísticas, comerciales y recreativas”, justifica el alcalde sobre el documento aprobado.

 

Productores y vitivinicultores del Valle de Guadalupe —en donde se produce el 90% del vino mexicano— consideran que la aprobación del reglamento en los términos propuestos por la Comisión de Gobernación y Legislación es un paso para “acabar con la vocación agrícola” de la región.

 

Con ese nuevo reglamento, el Ayuntamiento de Ensenada podrá otorgar el cambio en el uso de suelo cuando lo crea conveniente sin necesidad de solicitar un estudio de impacto urbano y desde que éste se publique en el Periódico Oficial del Estado, todas las construcciones de fraccionamientos, clubs de golf, condominios, centros turísticos y otros que estén en marcha, se regularizarán.

 

Nota de la R. de Diario del Vino: Este informe nos remite a un episodio denunciado por una turista americana, en octubre del 2011, que también tuvo como protagonista a las autoridades de Ensenada. No tenemos conocimiento que las mismas que encabeza el actual Alcalde y que terminan sus mandatos proximamente, hubieran intervenido para clarificar el evidentemente fraudulento episodio.