Imprimir esta pagina

Alquimia y alquimistas en la Catedral de Notre Dame (Segunda Nota)

Abr 15, 2019

Ceremonia de auto-coronación del emperador Napoléon  - Ir a la Primera Parte de esta Nota

Escribe Ricardo Eulogio Brizuela

En una nota reciente Frederic Martel – escritor y periodista - sostiene: "Todos somos católicos culturales", para resaltar que los católicos practicantes son solo poco mas del 1,5 % de la población de su país, vale decir, una minoría absoluta integrada por los que concurren los domingos a misa. Realmente no coincidimos con esta afirmación, aunque comprendemos el sentido nacionalista de ella. Nosotros pensamos que Notre Dame es una enciclopedia de piedra, propiedad de la humanidad, y que sus historias – mas allá de la proclamación de una fe católica - señalan precisamente la ambigüedad del catolicismo, y en cambio precisamente, exhibe la formación de la cultura universal, no solo católica ni únicamente francesa. Y por lo tanto lo que es Notre Dame entra en la categoría de un archivo casi indestructible que comienza mucho antes de su propia existencia. Algo tan definitivo como el primitivismo de las pinturas rupestres de las cuevas de Altamira o tan reveladoras como la extraterrestre imagen del desierto de Nazca.  

Responsible

Es decir, queremos anteponer la realidad del razonamiento a las emboscadas de las emociones de los sentidos. Precisamente, nuestro análisis arranca desde la primera nota utilizando lo esotérico en la labor de la Alquimia para subrayar con fuerza en la imagen de Napoleón la intervención del Estado, como un hecho histórico, subordinando todo interés al poder mismo en alianza con la Iglesia (le entrega luego al Vaticano la Cathedral Notre Dame). 

El mismo acto es una contradicción con la subordinación en su momento al populismo de la Revolución Francesa, que destruye cientos de "documentos" de piedra a golpe de maza (no solo la testa de reyes galos, sino la cabeza coronada de los Reyes de Judá).
Isla de la Ciudad

Isle de la Cité, el Sena rodea el centro vital de Francia

Este es un hecho universal. Como es universal, el primer acontecimiento vinculado a Notre Dame recordado en el año 1307, el 13 de octubre, precisamente, un viernes 13 al quemar vivo al Caballero Jacques de Molay, último jefe de los Cruzados por orden de un representante de la Iglesia Católica  (el Papa Clemente) ejecutada (otra vez) por el poder representado por Felipe IV. Y otra vez para silenciar otro culto: aquel que comenzaba con Maria Magdalena y su descendencia femenina - apoyada por José de Arimatea - como esposa de Cristo. El mismo culto vinculado al Santo Grial simbolizado hoy por la extructura de vidrio de El Louvre.

La Historia reconoce a José de Arimatea la introducción y fortalecimiento del catolicismo en Inglaterra con su llegada en el año 68.

Tampoco se puede pasar por alto - menos en este caso - el apoyo de la Iglesia Católica a los reyes Merovingios para hacer de ellos un pilar del fortalecimiento de los soberanos francos o galos - el principio de la dinastía de los reyes de Francia - dándole continuidad al vinculo con el Vaticano, pero con un objetivo de control muy claro:  los antecedentes de la familia de Jesús que podrían destruir el relato oficial de la Iglesia Católica. 

Es decir, un salto en la historia del Cristianismo de cientos de años, desde su propio nacimiento pero resuelto con la fuerza de la espada que rompe el nudo gordiano al estilo de Alejandro, y favorece nuevamente a Roma, ya en pleno siglo XIV. Por eso hablamos en la primea nota de las viejas historias, no ya tan solo de Notre Dame, sino del suelo de l´Isle de la Cité, donde se asienta que fue territorio de la Fe de distintas religiones. ¿Primitivas? No sé. El espíritu de la humanidad no es primitivo ni evolucionado. Es un sueño heredado de la Creación e instalada en la estructura mortal de lo humano, sin banderas, sin señales y soberano como divinidad misma, como lo retrató Leonardo Da Vince en su famoso cuadro de la creación del hombre expuesto del Vaticano.

Notre Dame.  Notre Dame circa S XIV en un grabado.

En cuanto al ocultismo y las ciencias como la Alquimia y la transformación de los metales, otra vez Notre Dame se vincula con lo esotérico a través de la herencia de supuestas señales o testimonios de su estructura y alegorías, dejadas exprofeso para ser descifrada por miembros de nucleamientos de entre la sombras del anonimato.

"El mensaje de las Catedrales" encabeza una serie de obras - alguna de imposible comprobación como ésta misma - que sirvieron para sellar el éxito de verdaderos y explosivos best-seller modernos con cuyos argumentos triunfaron productos de la industria del cine actual

El Mensaje de las Catedrales es un libro cuya reimpresión se gesta periódicamente desde el año 1922 y se renueva en librerías en forma constante. En él su autor se identifica con solamente su apellido. Fulcanelli. La leyenda que rodea este libro - escrito en brillante estilo enigmático - cuenta los mensajes que los maestros del medioevo dejaron como instrucciones para lograr la transmutación del plomo en oro. Y de agregado causal la misma inmortalidad de quien alcanzaba la sabiduría que estos mensajes transmitían.

Nunca se identificó a Fulcanelli, pero señas imprecisas lo ubican en distintos escenarios: uno de ellos discutiendo con científicos que desarrollaron la fusión nuclear, hasta el encuentro de un cadaver que se supondría fuera de él. En este caso una incongruencia: el cuerpo pertenecería a un individuo que vivía en la pobreza extrema: un contrasentido paa quien había accediido a los secretos de la abundancia y la vida eterna.

Esto sin embargo es parte de las realidades, los mitos, las leyendas, las historias y la incorporación de ellas mismas en la sociedad sin fronteras que lamenta la destrucción cuyos detalles figuran en esta nube en tiempo de internet  Es decir, permanecen como testimonio de la historia de la humanidad, con sus atractivos reales, imaginados y ocultos como valor de la humanidad. en carácter de archivo.

Este es la categoría que enaltece a Notre Damne, y justifica el interés del resto del mundo que valora la pérdida como propia, privándonos a todos de pruebas que un día - .- con otras técnica y otros recursos - hubieran podido leer estos documentos de piedra  para saber más quienes somos y hacia dónde nos dirigimos.

El vino y la Catedral de Notre Dame

En algunos momentos en el comienzo de su historia, la Catedral fué utilizada como  depósito de Vino. Esto fué ordenado primero por el Imperio Romano  y después por el Emperador Charlemagne. En ambos casos, y por distintos motivos, las proporciones y los espacios fueron utilizados para guardar los vinos que se distribuían entre los soldados. En el caso de los Romanos, por la instrucción de mantener las provisiones para sus tropas y en el caso de Charlenagne, por la aparición de plagas que hacía necesario tener una alternativa para el agua que estaban contaminadas.

Salvedad

Advertencia: Estas notas pueden tener datos contrapuestos dado que la esencia del tema fué consultada en fuentes diversas del autor, pero la salvedad de un período tan extenso como es el de la Edad Media, hace casi imposible reunir constancias unánimes y certificadas por ejemplo sobre fechas, lugares, etc. Sobre el particular hemos tratado de apegarnos a la Historia real (la memoria histórica) y no a la Historiografía (esto último en lo que se refiere a la calidad o tendencia de los autores consultados o la tecnología, ideología o antecedentes del soporte con la que se recibe la información. Sobre esto último el historiador tiene la responsabilidad hoy mas que nunca por el avance de la comunicación moderna, de extremar su atención extendiendo sus conocimientos mas allá de su misma formación). 

El peligro de referirse al pasado está en aceptar como verdadero hechos de tendencias evidentes. La frase "la historia la escriben los vencedores", tal vez es mas cínica que verdadera: siempre habrán testimonios de cualquier naturaleza que obligue al profesional, o al estudioso, a tomar con precaución las aseveraciones sobre un hecho o una personalidad; y es saludable convencerse que la verdad o parte de ella, siempre tendrá forma de manifetarse (RB).

 

 

 

Ultima vez modificado Miércoles, 24 Abril 2019 15:39